Blog de Juan José Ortega

Blog acerca de nuestro acontecer diario

Guerra del pisco entre Chile y Perú: la nueva estrategia chilena para defender su producción en el mundo.

¿Es el pisco peruano o chileno?

La pregunta lleva décadas causando polémica en estos dos países latinoamericanos. Unos dirán, con seguridad, que es peruano. Mientras los otros afirmarán, con la misma seguridad, que no hay duda de que es chileno.

A esto se suman las eternas discusiones sobre la calidad o autenticidad de esta bebida alcohólica que se fabrica a partir de la uva y que inspiró el famoso cóctel, el pisco sour.

Ahora, la “guerra comercial” entre Chile y Perú por la denominación de origen del pisco sumó un nuevo episodio luego de que el gobierno chileno decidiera impulsar un plan para defender su producción a nivel internacional.

La estrategia viene después de que en marzo de 2019 Lima rechazara una “tregua” propuesta por Santiago para poner fin a la disputa histórica entre ambos. La sugerencia de la administración de Sebastián Piñera apuntaba a que las dos naciones se “complementaran” para ser reconocidos en los mercados internacionales.

Sin embargo, la respuesta de Perú fue categórica: el ministro de Cultura en ese momento, Rogers Valencia, dijo que no era posible que, dentro de la normativa peruana, “el aguardiente de Chile sea considerado pisco”.

Y agregó que si los chilenos quieren conocer del pisco, “acá estamos para enseñarles cómo se hace”. Tras este contundente portazo, a Chile no le quedó otra opción que concentrarse en su propia producción e impulsar una estrategia a su favor.

¿De qué se trata, entonces, la nueva iniciativa?

Defensa en tribunales internacionales

Con una inversión total de 7.100 millones de pesos (US$9,5 millones) para los próximos cuatro años, la estrategia chilena tiene dos ejes principales.

El primero, es fortalecer y garantizar la denominación de origen del pisco chileno mediante una ofensiva en tribunales internacionales. Hasta el momento, Chile ha perdido varios litigios contra Perú en el mundo. Uno de los más polémicos fue el ocurrido en India en 2019, cuando este país le otorgó a Lima los derechos exclusivos sobre la denominación de origen a la bebida producida en territorio peruano.

En su defensa, Perú ha señalado que Chile “modificó indebidamente” el nombre de una región de su territorio (Pisco Elqui) a fin de apropiarse del término, un argumento que es ampliamente rechazado por el país vecino. Sin embargo, países como Ucrania y Colombia también han reconocido los derechos de Perú sobre la denominación del producto.

“A través de este plan, el pisco chileno tendrá herramientas para respaldar el derecho de los productores chilenos a usar la palabra pisco para designar al destilado nacional. No ha sido un proceso fácil, sin embargo, desde hoy Chile, a través del apoyo de este Gobierno, posicionará al pisco en el lugar que merece”, explica el subsecretario de agricultura, José Ignacio Pinochet.

Hasta el momento, los productores chilenos habían manifestado que su sector no contaba con el suficiente apoyo del Estado para llevar adelante su defensa legal en el extranjero.

“Es la primera vez que la posición del Estado chileno cambia y por fin están entendiendo el valor patrimonial que tiene el pisco para nuestro país”, lo dice Claudio Escobar, gerente general de la Asociación de Productores de Pisco AG de Chile.

“La barrera que tenemos por este bloqueo y por la política de Estado que asumió Perú en contra de nuestra marca es insalvable. Por eso esta estrategia marca un antes y un después para nosotros”.

“Somos el primer país productor y consumidor de pisco del mundo, y siempre hemos tenido el derecho a usar esta marca, son más de 300 años de historia”, agrega.

Campaña promocional

Por otro lado, el segundo eje de la estrategia chilena apunta al posicionamiento del producto a nivel internacional, con una fuerte campaña promocional.

La idea, cuentan desde el gobierno de Piñera, es apuntar principalmente a los mercados prioritarios en Estados Unidos, China, Reino Unido y Argentina.

En Chile, hoy la industria del pisco genera más 3.500 empleos permanentes y 40.000 indirectos, de acuerdo con cifras oficiales del gobierno de ese país.

Además, en el territorio hay más de 10.000 hectáreas plantadas que producen cerca de 175 millones de kilos de uva. Con ello, se producen alrededor de 35 millones de litros de pisco al año.

Para Claudio Escobar, la inversión en defensa y promoción es una “señal muy potente que se le está dando a los productores para proyectar su industria, para darles un sustento a largo plazo, sobre todo pensando en que nuestra estrategia de crecimiento está focalizada en el mercado internacional”.

“Ese siempre ha sido nuestro sueño y queremos cumplirlo”, dice.

Perú: “Va a ser dinero perdido”

Desde Perú, no obstante, señalaron que ninguna campaña, por más millonaria que sea, podrá defender la denominación de origen del pisco chileno.

“Va a ser dinero perdido porque cualquier consumidor ilustrado o armado de un Smartphone puede buscar en Google el origen del pisco y lo llevará al puerto de Perú”, señala  José Moquillaza, embajador de la marca Perú para el pisco.

“Hoy no hay campaña millonaria que derribe una verdad a la cual se accede rápidamente por medios digitales”, agrega.

Para el productor peruano, “ya es el momento de que Chile abrace su cultura genuina y llame a su destilado Elqui, Curicó o Limarí, que son hermosas palabras autóctonas chilenas”.

“Cada cultura tiene sus vocablos y tiene que abrazarlos y quererlos. Nosotros, con todo nuestros problemas, no se nos ocurre usar una palabra que no nos corresponde”, agrega.

Así, con este nuevo episodio, se presume que la encendida competencia entre Perú y Chile por el pisco está lejos de terminar.

Ahora está por verse si Chile realmente se logra posicionar y ganar el reconocimiento que tanto anhela.

BBC NEWS MUNDO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *