Blog de Juan José Ortega

Blog acerca de nuestro acontecer diario

El precio del alquiler crece al mismo ritmo que los salarios y el esfuerzo residencial se mantiene en el 41%.

Los españoles tuvieron que dedicar durante el año 2020 el 41% del sueldo bruto al pago del alquiler de su vivienda, el mismo porcentaje que se registraba un año antes.

La razón se encuentra en que los salarios y el precio de las rentas crecieron casi a la misma velocidad, provocando que las alzas salariales (del 4,9% de media) quedasen eclipsadas por el encarecimiento del alquiler (en un 4,6%). Así lo recoge el estudio Relación de salarios y vivienda en alquiler en 2020, basado en los precios medios de la vivienda en alquiler del Índice Inmobiliario Fotocasa y los datos de los sueldos medios de las ofertas de empleo de la plataforma InfoJobs.

En 2020, el precio de la vivienda en alquiler en España cerró con un incremento anual del 4,6%, situando el precio en diciembre en los 10,65 euros el metro cuadrado al mes. Teniendo en cuenta el salario bruto medio de España registrado por InfoJobs, que en 2020 era de 25.173 euros (2.098 euros brutos mensuales si lo dividimos en 12 pagas), los españoles tuvieron que dedicar un 41% del sueldo íntegro al pago de un inmueble de 80 metros cuadrados en alquiler. Entre 2015 y 2018, el porcentaje de esfuerzo pasó progresivamente del 28% al 34%.

El 41% actual, recuerda la directora de estudios de Fotocasa, María Matos, aún está lejos de la horquilla máxima de un tercio de los ingresos recomendada, que oscila entre el 30% y el 35% del salario. “El gran porcentaje que se destina de media al pago del alquiler es un reflejo del gran incremento que ha sufrido el precio estos últimos años”. No obstante, en 2021 se empiezan a ver “descensos considerables”, especialmente en grandes ciudades como Madrid o Barcelona, “y esto puede posibilitar que en poco tiempo podamos volver a cifras anteriores a 2018”.

En el año de la pandemia, siete de las 17 comunidades autónomas han reducido el porcentaje de esfuerzo destinado al arrendamiento. Canarias es la región en la que más ha caído esta derivada, pasando del 43% de 2019 al 36% de 2020. El resto de las comunidades con descenso son Baleares (del 50% en 2019 al 44% en 2020), Madrid (del 56% al 50%), Cataluña (del 56% al 53%), País Vasco (del 51% al 49%), Andalucía (del 35% al 34%) y Comunidad Valenciana (del 34% al 33%).

Pese a estas bajadas, en zonas como Madrid y Cataluña los inquilinos siguen destinando a la vivienda más de la mitad de sus ingresos. En País Vasco y Baleares, por su parte, hay que reservar más del 40% del sueldo para la vivienda.

Por provincias, los precios más elevados en relación a los sueldos se encuentran en Barcelona, Gipuzkoa y Madrid, donde los inquilinos destinan más del 50% de sus sueldos al alquiler: el 55%, 54% y 50% de los ingresos, respectivamente. Vizcaya, Baleares y Álava superan el 40%, y en provincias como Cantabria, Sevilla, Las Palmas o Málaga se supera con holgura el 35%.

CINCODIAS.ELPAIS.COM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *